Jesús Linares @jesuslinares23

Los Filis de Philadelphia despidieron ayer a su manager Joe Girardi en un movimiento que busca enderezar el barco del rumbo hacia aguas sotaneras donde parecen dirigirse en el este de la liga nacional. Vamos por partes: el vaso medio vacío indica que ya estamos en junio y se ha perdido demasiado, desde la otra esquina, el vaso optimista y medio lleno se pensaría que apenas es junio y que se puede ganar. Ambas opciones son válidas en la mesa, pero en el juego todo es diferente. No estaban saliendo las cosas y eso se nota allá abajo, fuera de transmisiones de televisión y del alcance de la prensa.

Dave Dombrowsky el presidente de operaciones de béisbol del club, está convencido de que sustituir al manager es la mejor opción. Este tipo de decisiones son necesarias cuando aun se piensa que se puede avanzar a postemporada, sobre todo este año en el que la expansión es un hecho y en consecuencia son mayores las oportunidades de jugar más allá de la ronda regular. El proceso fue sencillo según reveló MLB. Un despido directo, personalizado y de frente provino del mismo Dombrowsky a Girardi en una reunión urgente. El sustituto es el antiguo coach de banca de Girardi, Rob Thomson con quien también trabajó en los Yankees de Nueva York.

Un detalle. Dombrowsky dijo que fue a correr temprano en la mañana y que luego de eso llamó al manager a una reunión en el estadio. La decisión ya estaba tomada, pero al parecer el ejecutivo es uno de los millones de humanos a quienes la actividad física de algún modo les ayuda antes de algún evento importante, en específico el running antes de despedir un manager.

Los Filis han jugado para 3-7 durante los últimos 10 en una división donde están los Mets de Nueva York apoderados del primer lugar y los Bravos de Atlanta, actual campeón ocupando la segunda plaza. Con estos registros y viendo a los rivales, el movimiento cobra sentido y siendo la pelota un departe extraño lograron blanquear a los Angelinos de Anaheim 10×0.

Zach Eflin les metió ocho ceros a los angelitos includos 3 ponches a la dupla Othani-Trout quienes terminaron de 7-0 en el juego. Un triunfo que cambia el panorama, o al menos se inicia con un triunfo que gusta entre la plantilla, nuevos aires le dicen pero es un sacudón, como toda movida de mata.

Foto: Cortesía

Leer más